Un huerto urbano es un espacio, ya sea más grande o más pequeño del que disponemos en nuestra vivienda y que lo dedicamos al cultivo de distintas hortalizas, frutas y verduras. Este huerto urbano se suele hacer para realizar una actividad con la naturaleza pero también para obtener deliciosos alimentos y llevar una vida mucho más saludable.

En cualquier vivienda podemos tener un huerto urbano, ya sea en una terraza, balcón o incluso ventana. Lo único que necesita un huerto urbano es luz del sol directa, un riego adecuado y los nutrientes o sustrato que requiera dicha planta.

Beneficios de un huerto urbano

Tener un huerto urbano en casa puede ofrecernos multitud de beneficios, tanto físicos como mentales. Para empezar, esta actividad la podemos realizar solos o en familia, de todas formas será un proyecto muy relajante que nos ayudará a desconectar de nuestras cargas diarias.

Si realizamos esta actividad en grupo nos ayudará a unirnos más y que haya mejor comunicación entre todos, también nos podremos en contacto con la naturaleza sin salir de nuestra casa.

Por otro lado, nos sentiremos realizados con nosotros mismos por poder cultivar alimentos que más adelante ingeriremos, cuanto más cuidemos nuestro huerto urbano, mejores alimentos obtendremos de éste.

A nivel físico, nuestro cuerpo se sentirá mejor cuando llevemos un tiempo con nuestro huerto urbano, esto es debido a que además de realizar actividad física plantando y regando nuestros alimentos, también llevaremos una vida mucho más sana y equilibrada comiendo todo lo que hayamos plantado, serán productos 100% ecológicos.

Tener un huerto urbano es una actividad que ofrece grandes beneficios para todos aquellos que la practiquen, así que no lo pienses más y no dudes en emprender este nuevo proyecto que seguro que te resultará realmente interesante además de beneficioso.